BUÑUELOS DE FRIJOL

Deliciosa fritura que se prepara y se consume a lo largo de la Costa del Caribe Colombiano. Se acostumbra a servir en el desayuno y también como merienda de media mañana o media tarde,  acompañada de un café con leche, un jugo de frutas o cualquier otra bebida.

De fácil preparación,  pero de mucha paciencia. El resultado:  ¡vale la pena! 

Cocina: Latinoamericana
País: Colombia
Porciones: 30 unidades
Dificultad: Fácil
Tiempo: Remojo: 8 a 10 horas * Preparación y Cocción: 2 horas
Categoría: Frituras

Ingredientes

  • 500 g de frijol blanco cabecita negra
  • 1 cdta de azúcar
  • 1 cdta de sal o al gusto
  • Aceite suficiente para freír

Preparación 
Dejar los frijoles en remojo desde la noche anterior, en abundante agua y una pizca de sal. 

Al día siguiente y al iniciar la preparación, lavar los frijoles, botar (tirar) el agua del remojo y escurrir bien los frijoles. 

Pasar los frijoles por un molino dejándolo flojo para que sólo los parta, con el fin de que suelten la piel (También puede utilizar un procesador de alimentos, teniendo en cuenta que sólo deben quedar partidos).  

Poner en un tazón los frijoles partidos y verterles abundante agua; frotarlos con las manos y proceder a limpiarlos recogiendo la piel y desechándola. Para facilitar el trabajo hay que cambiar el agua varias veces. Los frijoles deben quedar libres de piel y completamente blancos.

Terminada la labor de limpieza se procede a molerlos o procesarlos para obtener una masa de consistencia cremosa. Batir la masa para incorporarle aire; añadir la sal y el azúcar y continuar batiendo hasta obtener una pasta homogénea y esponjosa. 

En un recipiente verter abundante aceite y calentarlo a fuego moderado. Comenzar a freír por cucharadas hasta que doren -no deben ser grandes- para evitar que queden crudos por dentro. Sacar y colocar sobre papel absorbente. 

Cada vez que se comience a freír una tanda, se debe antes batir la mezcla para incorporarle aire y así, los buñuelos queden suaves y esponjosos.  

Servir caliente acompañados de queso blanco o queso crema. 



Nota: 
Algunos acostumbran a añadirle masa de maíz o harina, pero esto los hace muy pesados. Otros le añaden clara de huevo batida, pero todo esto le quita su auténtico sabor.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su visita y comentario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...